Traductor

viernes, 19 de julio de 2013

EL EMPERADOR NERÓN CLAUDIO Y EL GRAN INCENDIO DE ROMA DEL AÑO 64 A. D.

EL EMPERADOR NERÓN CLAUDIO Y EL GRAN INCENDIO DE ROMA DEL AÑO 64 A. D. 


Pintura que representa el Incendio de Roma Obra de Robert Hubert
EL INCENDIO DE ROMA, Obra de Robert Hubert
Imagen encontrada en el dominio público

En el año 64 A. D. la ciudad de Roma fue consumida casi en su totalidad por un enorme incendio que ardió durante casi una semana.  Entonces en Roma los propios ciudadanos comenzaron a acusar al propio emperador romano de la época Nerón como causante de la conflagración.   Éste temeroso por las acusaciones inmediatamente se dispuso a buscar un culpable de este desastre y acusó a su vez a los Cristianos que vivían en la ciudad como los provocadores de la conflagración y ordenó que fueran castigados terriblemente en el acto.

Y a partir de ese momento comienzan las Grandes Persecuciones de la Iglesia Cristiana a través de la historia. 

DATOS DE INVESTIGACIÓN SOBRE EL TEMA:

LUGAR Y FECHA ACONTECIMIENTO:  Ocurrió en la ciudad de Roma durante el verano del año 64 A. D. comenzando probablemente entre los días 18 ó 19 de julio de ese mismo año en las horas de la noche.

Para esta ocasión voy a citar los testimonios y escritos que existen sobre el particular registrados en la historia:

Escribieron sobre el incendio de Roma:

Tácito:  En su obra Anales el escribió lo siguiente:


XXXVIII.  Siguióse después en la ciudad (Roma) un estrago, no se sabe hasta ahora si por desgracia o por maldad del príncipe(Nerón), porque los autores lo cuentan de entrambas maneras, el más grave y el más atroz de cuantos han sucedido en Roma por violencia de fuego.

Salió de aquella parte del Circo que está pegada a los montes Palatino y Celio, donde comenzó a prender en las tiendas en que se venden aquellas cosas capaces de alimentarle.
...
Algunos, perdidos todos sus bienes y hasta el triste sustento de cada 
día, y otros por el dolor que les causaba el no haber podido librar de aquel furor a sus caras prendas, se dejaban alcanzar de las hambrientas llamas voluntariamente. Ninguno se atrevía a remediar el fuego, habiendo por todas partes muchos que, no sólo prohibían con amenazas el apagarle, pero arrojaban públicamente tizones y otras cosas encendidas sobre las casas, diciendo a voces que no hacían aquello sin orden; o que fuese ello así, o que lo hiciesen para poder robar con mayor libertad.

XXXIX. Hallábase Nerón entonces en Ancio, y no volvió a la ciudad hasta que supo que el fuego se acercaba a sus casas por la parte que se juntaban con el palacio y con los huertos de Mecenas; y con todo eso no fue posible librar del incendio al mismo palacio, a las casas, y a todo cuanto estaba alrededor. Mas él, para dar algún alivio al pueblo turbado y fugitivo, hizo abrir el campo Marcio, las memorias de Agripa, y sus propios huertos, y fabricar de presto en ellos muchas casas donde se recogiese la pobre muchedumbre.  Todo lo cual, aunque provechoso y deseado del pueblo, le era con todo eso muy poco acepto, por haberse divulgado por toda la ciudad y corrido voz de que en el mismo tiempo que se estaba abrasando Roma, había subido Nerón en un tablado que tenía en su casa, y cantado en él el incendio y la destrucción de Troya, comparando los males presentes con aquellas antiguas calamidades.

XL. Al cabo de seis días tuvo fin el fuego en la parte más baja del monte Esquilino, habiéndose hecho derribar por largo trecho las casas y otros edificios, para que la violencia de las llamas se parase en aquel espacio de campo vacío y descubierto. No había aún cesado el temor, cuando volvió a encenderse otra vez el fuego, aunque más levemente y en lugares los más desavahados de la ciudad, que fue causa de que pereciese menos gente; pero quien padeció más fueron los templos de los dioses, las galerías, lonjas y soportales fabricados para el recreo y deleite de los ciudadanos. Fue este incendio más infame que el primero, habiendo salido su violencia de las casas y huertos de Tigelino, que estaba en el arrabal Emiliano; creyéndose que Nerón deseaba ganar para sí la honra de edificar otra nueva ciudad, y llamarla de su nombre. 

Dividíase la ciudad de Roma en catorce regiones; de las cuales, solas cuatro quedaron enteras, tres asoladas del todo, y en las otras siete poquísimas casas, y ésas sin techos y medio abrasadas.

XLI. No se puede decir con certidumbre el número de las casas, de los barrios aislados y templos que perecieron; mas es cosa cierta que de antiquísima religión se abrasaron: los que Servio Tulio dedicó a la luna; el templo grande y altar que Evandro de Arcadia consagró a Hércules, vivo y presente entonces; el templo de Júpiter Estator, hecho por voto de Rómulo; el palacio de Numa y el templo de Vesta, con los propios dioses penates del pueblo romano. 

Quemáronse también las riquezas ganadas con tantas victorias, las obras admirables de los griegos, las memorias antiguas y los trabajos insignes de aquellos buenos ingenios, y otras cosas semejantes conservadas hasta allí sanas y enteras. Notaban algunos que este incendio comenzó el día de los diecinueve de julio en el cual, muchos años antes, los galos senones tomaron y quemaron a Roma; otros más curiosos contaban tanto número de años como de meses y días entre un incendio y el otro.

XLII. Mas Nerón, sirviéndose de las ruinas de la patria, fabricó una casa, en que no se admiraban tanto las piedras preciosas y el oro, cosas muy usadas ya de antes y hechas comunes por la gran prodigalidad y vicio de Roma, cuanto las campañas, los estanques, y, como en forma de desiertos, de una parte bosques, y de otra espacios de tierra descubiertos apaciblemente a la vista; siendo los trazadores y arquitectos de estas obras Severo y Célere, hombres de tal ingenio y de tan gran atrevimiento, que emprendían el dar con su arte lo que había ganado la misma naturaleza, y burlarse del poder y fuerzas del príncipe.Éstos habían ofrecido abrir un foso navegable desde el lago Averno hasta las bocas del Tíber, trayéndolo por la seca costa o al través de los montes, sin que en todo aquello hubiese otra humedad capaz de producir las aguas necesarias para ello, sino los estaños Pontinos, siendo todo lo demás tierra seca, despeñaderos tan grandes, que cuando se pudiera romper por ellos, fuera el trabajo insufrible y el provecho ninguno. Mas con todo eso, Nerón, como deseoso que era de cosas imposibles, insistió en hacer cortar las cumbres de aquellos montes vecinos al lago Averno; y aún hoy en día quedan los vestigios de aquellas sus vanas esperanzas.


Foto de los restos de la Domus Aurea que yace debajo de los baños de Trajano
FOTO DE LAS RUINAS DE LA DOMUS AUREA DEBAJO DE LOS BAÑOS DE TRAJANO EN LA ACTUALIDAD
Imagen encontrada en el dominio público

XLIII. Pero las casas abrasadas del fuego no se reedificaron sin distinción y acaso, como se hizo después del incendio de los galos; antes se midieron y partieron por nivel las calles, dejándolas anchas y desavahadas, tasando la altura que habían de tener los edificios, ensanchando el circuito de los barrios y añadiéndoles galerías o soportales que guardasen el frente de los aislados. Estas galerías prometió Nerón que fabricaría a su costa, y que entregaría a los dueños los solares limpios y desembarazados, y, señaló premios, conforme a la calidad y hacienda, de los que edificaban, con tal que se acabasen las casas y los aislados dentro del término establecido .

XLIV. Hechas estas diligencias humanas, se acudió a las divinas con deseo de aplacar la ira de los dioses y purgarse del pecado que había sido causa de tan gran desdicha. Viéronse sobre esto los libros Sibilinos, por cuyo consejo se hicieron procesiones a Vulcano, a Ceres y a Proserpina, y las matronas aplacaron con sacrificios a juno, primero en el Capitolio, y después en el mar cercano a la ciudad, y sacando de él agua, rociaron el templo y el simulacro de la diosa; las mujeres casadas, tendidas por devoción en el suelo del templo, velaron toda la noche. Mas ni con socorros humanos, donativos y liberalidades del príncipe, ni con las diligencias que se hacían para aplacar la ira de los dioses era posible borrar la infamia de la opinión que se tenía de que el incendio había sido voluntario. 

Y así Nerón, para divertir esta voz y descargarse, dio por culpados de él, y comenzó a castigar con exquisitos géneros de tormentos, a unos hombres aborrecidos del vulgo por sus excesos,llamados comúnmente cristianos. El autor de este nombre fue Cristo, el cual, imperando Tiberio, había sido justiciado por orden de Poncio Pilato, procurador, de la Judea¡ y aunque por entonces se reprimió algún tanto aquella perniciosa superstición tornaba otra vez a reverdecer, no solamente en Judea, origen de este mal, pero también en Roma, donde llegan y se celebran todas las cosas atroces y vergonzosas que hay en las demás partes.

Fueron, pues, castigados al principio los que profesaban públicamente esta religión, y después, por indicios de aquéllos, una multitud infinita, no tanto por el delito del incendio que se les imputaba, como por haberles convencido de general aborrecimiento a la humana generación. Añadióse a la justicia que se hizo de éstos, la burla y escarnio con que se les daba la muerte. A unos vestían de pellejos de fieras, para que de esta manera los despedazasen los perros; a otros ponían en cruces; a otros echaban sobre grandes rimeros de leña, a los que, en faltando el día, pegaban fuego, para que ardiendo con ellos sirviesen de alumbrar en las tinieblas de la noche. Había Nerón diputado para este espectáculo sus huertos, y él celebraba las fiestas circenses; y allí, en hábito de cochero, se mezclaba unas veces con el vulgo a mirar el regocijo, otras se ponía a guiar su coche, como acostumbraba. Y así, aunque culpables éstos y merecedores del último suplicio, movían con todo eso a compasión y lástima grande, como personas a quien se quitaba tan miserablemente la vida, no por provecho público, sino para satisfacer a la crueldad de uno solo.


Pintura Antorchas de Nerón que representa la persecución cristiana, obra de Siemiradski Fackeln
ANTORCHAS DE NERÓN, Obra de Siemiradski Fackeln
Imagen encontrada en el dominio público

XLV. En tanto, para sacar dineros fue necesario saquear a Italia, arruinar las provincias y los pueblos confederados y las ciudades llamadas libres.


...

XLVII. Al fin del año se divulgaron muchos prodigios que fueron anuncios de los males que se aparejaban. Una violencia de rayos la más frecuente que jamás se vio. Mostróse un cometa, cuya siniestra interpretación procuró Nerón purgarla, como otras veces, con sangre de hombres ilustres. Viéronse arrojados en público partos humanos y de animales con dos cabezas; y lo mismo se vio en los sacrificios en que es costumbre que las bestias que se sacrifican sean hembras y estén preñadas. En el territorio de Plasencia, junto al camino, nació un becerro que tenía la cabeza en una pierna. Interpretaron luego los adivinos arúspices que se aparejaba otra cabeza para el imperio del mundo; mas que no sería poderosa, ni vendría secreta; lo primero porque el monstruo había sido reprimido en el vientre de su madre, y lo segundo porque había nacido junto al camino.


Plinio el Viejo:  No escribió casi nada sobre este tema a pesar de ser contemporáneo a este evento.

Suetonio: En su obra "Los Doce Césares", cito textualmente:

XXXVIII   "Tampoco perdonó al pueblo romano ni los muros de su Patria.  Habiendo un familiar suyo citado en la conversación este verso:

Ἐμοῦ θανόντος γαῖα μιχθήτω πυρί.,
Que todo se abrase y perezca después de mí


más bien, contestó, ἐμοῦ γνῶντος" viviendo yo", 
y cumplió su amenaza.

Desagradándole, decía, el mal gusto de los edificios antiguos, la angostura e irregularidad de las calles, hizo prender fuego a la ciudad, y tan descaradamente, que algunos consulares, sorprendiendo en sus casas esclavos de su cámara, con estopas y antorchas, no se atrevieron a detenerles.  Los graneros inmediatos a la Casa de Oro, y cuyo terreno deseaba, fueron incendiados y batidos con máquinas de guerra, porque estaban construídos con piedras de sillería.  Estos estragos duraron seis días y siete noches, y el pueblo no tuvo otro refugio que los monumentos y las sepulturas. Además de infinito número de casas particulares, consumió el fuego las moradas de los antiguos generales, adornadas aún con los despojos del enemigo; los templos consagrados a los dioses por los reyes de Roma o construídos durante las guerras púnicas y las de las Galias; en fin, todo lo que la antigüedad había dejado de curioso y memorable.  Nerón contempló el incendio desde lo alto de la torre de Mecenas, "encantado, decía, de la hermosura de la llama", y cantó, en traje de teatro, "la Toma de Troya".  Tampoco dejó escapar esta ocasión de pillaje y robo:  habíase comprometido a hacer retirar gratuitamente los cadáveres y escombros, y no permitió a nadie que se acercase a aquellos restos que había hecho suyos. Recibió y hasta exigió contribuciones por las reparaciones de Roma, y estuvo a punto de arruinar por este medio a los particulares y a las provincias".


Dion Casio: Senador e historiador griego también describe tanto el odio que sentían los romanos por los cristianos, de los cuales se valió Nerón para conjurar las sospechas de ser el causante del Gran Incendio de Roma del año 64 y al igual que Suetonio refiere que ese día  "Nerón ataviado como para una ceremonia, en lo alto de una torre mientras tocaba la lira cantaba la "Caída de Troya ".

Conclusiones:

*Se argumenta que no se conocen las causas del incendio, sin embargo, lo que escribe Tácito, Suetonio y Dion Casio, siendo más proclives a estar del parte del imperio.  Demuestran que la culpabilidad de Nerón es evidente.

*Los ciudadanos de Roma en medio del incendio, al contrario de encontrar apoyo para apagar las llamas, ven personas encargadas de avivar el incendio y algunos los distinguen como servidores de Nerón y otros impiden utilizando la fuerza que se trate apagar las llamas y dicen que cumplen órdenes.

*También los ciudadanos de Roma argumentan haber visto a Nerón vestido para una ocasión festiva, y el que se creía un consumado artista tocando la lira y cantando contemplando gustoso la destrucción de la ciudad.  Aunque Tácito argumenta que se encontraba en otra parte, no niega la versión que circuló entre la ciudad.

*Roma en ese tiempo era tolerante con otras religiones, pero sentía enorme aversión a los cristianos, que cada día eran más numerosos y los acusaban de practicar ritos macabros, como comer partes de una persona, cuando en realidad celebraban la misa o el misterio de la eucaristía que se realizaba con panes.  Sin embargo, como hacían sus ceremonias de forma privada y se negaban a reconocer como hacían los demás la divinidad de los emperadores.  Tomaron esto como afrenta a sus dioses y la persona de su emperador.

*Nerón como todo tirano, es cobarde y temeroso de la reacción airada y justa de los que le vieron y sabían que fue él quién provocó y estaba deseoso de construir la ciudad a su gusto, aprovechó lo supersticioso que era el pueblo romano y relacionó la desgracia con los cristianos que despertaban gran aversión entre los romanos. Presta sus propios jardines y él mismo participa en la ejecución de los cristianos y da rienda suelta a su depravación, perversidad y maldad no ocultando que disfrutaba de estas ejecuciones, llegando al momento que despertaron en los ciudadanos de roma repudio y lástima por las personas cruelmente asesinadas y muchos romanos se convirtieron al catolicismo.

*En el reinado de Nerón se presentaron dos cometas o cómo las llamaban los romanos estrellas cabelludas, las cuáles eran de mal augurio y se relacionaban con la muerte de una persona muy importante e incluso era relacionado con el mismo emperador. Estos eventos ocurrieron en el año 60 y 64 A. D. y en ambas oportunidades Nerón intentó conjurar sus presagios con el sacrificio de personas ilustres como medio de aplacar a los dioses y también dio pie a que la persecución de los cristianos se prolongara más allá del año del incendio y consiguió terminar con las vidas de San Pablo y San Pedro que eran los líderes más visibles de los Cristianos.

*Muchos argumentan que Nerón no ocasionó el incendio, pero ante un evento de semejante magnitud y las acusaciones que se dirigían a él, no mostró mesura y no se aguantó en acometer la reconstrucción de Roma al estilo que el quería, mientras Suetonio cuenta lo que le desagradaba de la ciudad y el prácticamente acometió la construcción de acuerdo a lo descrito por el historiador, y se empeño sobre todo en la construcción de su propia Casa de Oro o Domus Aurea un complejo palacio por el que no dudó empobrecer a las provincias con tal de satisfacer sus deseos.

Fuentes de Consulta e investigación:

http://www.nationalgeographic.com.es/articulo/historia/secciones/7822/neron_incendio_roma.html

http://sobreitalia.com/2010/02/15/el-gran-incendio-de-roma/

http://www.portalplanetasedna.com.ar/incendio1.htm

http://www.ciberia.es/~jmarti/LOSPROMARTIRESDEROMA.htm

http://mercaba.org/FICHAS/catacombe/2_las_persecuciones_contra_los_c.htm

Libro los Anales de Tácito

Libro Los Doce Césares de Suetonio

PRODUCTOS RELACIONADOS CON EL TEMA:



No hay comentarios.:

Publicar un comentario

Temáticas

Historia de la Iglesia (27) Sucesos Biográficos (19) Biografías (16) Santos de la Iglesia Católica (16) Días nefastos de la Historia (15) Batallas de la Historia (13) Sucesos que cambiaron la Historia (13) Reflexiones (12) Festividades religiosas (9) Anécdotas HIstóricas (8) Fiestas Nacionales (8) Políticas del sitio (8) Eventos que no deben volver a ocurrir en la historia (7) Historia Universal (7) Historia de las Guerras (7) Historia del Deporte (7) Sucesos de la Iglesia (7) FELICITACIONES EVENTOS HISTÓRICOS (6) Segunda Guerra Mundial (6) Historia de Roma (5) Historia de la Ciencia (5) Libro diario de la Historia Athemas A. D. (5) Personajes Ilustres (5) Hazañas de la historia (4) Primera Guerra Mundial (4) Centenario (3) Especiales (3) Estado de Preguerra (3) Guerras (3) Historia de los inventos (3) Historia del Fútbol (3) Navidad (3) Reflexión (3) Acerca de (2) Aniversario y memorial en recuerdo de las víctimas (2) Antigua China (2) Antigua Roma (2) Antiguo Egipto (2) Bondad (2) Cambios en el sitio web (2) Cayo Julio Cèsar. (2) Descargos de Responsabilidades (2) Errores de Guerra (2) FELICITACIONES EVENTOS DEPORTIVOS (2) Favor leer (2) Historia de Colombia (2) Historia de Cristo (2) Historia de España (2) Historia de Estados Unidos (2) Historia de la Naturaleza (2) Historia de los Grandes Monumentos (2) Historia del terrorismo (2) Iglesia Católica (2) Imperio Romano (2) Meses del Año (2) Misterios en la Historia (2) Mundial de Fútbol (2) Paz (2) Países (2) Pecado (2) Privacidad (2) Sucesos Históricos (2) Sucesos inexplicables (2) Sumeria (2) Theotokos (2) Términos y condiciones de uso (2) Virgen María (2) 11M (1) Amazon Estados Unidos (1) Antigua Grecia (1) Antiguo Perú (1) Apartheid (1) Arte (1) Arte religioso (1) Atentado Terrorista (1) Año Nuevo (1) Batalla de Teutoburgo (1) Canal de Panamá (1) Caída de Berlín (1) Civilización de Creta (1) Conflicto Internacional (1) Cristianismo. (1) Descubrimiento de América (1) Dios y el mundo. (1) Doctores de la Iglesia. (1) Día D (1) Día de la Raza (1) Día de la Victoria (1) Errores Históricos (1) Europa (1) Eventos de talla mundial (1) FELICITACIONES EVENTOS IMPORTANTES (1) FELICITACIÓN A PERSONAJES GRANDES QUE HAN CONSTRUIDO SU LUGAR EN LA HISTORIA (1) Fàtima (1) Gobernantes de España (1) HISTORIA DE LA MEDICINA (1) HISTORIA DEL ENTRETENIMIENTO (1) Halloween (1) Heráldica (1) Historia Militar (1) Historia Relaciones Internacionales (1) Historia de Alemania (1) Historia de Cartago (1) Historia de Ciudades (1) Historia de Egipto Historia de Gobernantes (1) Historia de Grecia (1) Historia de Japón (1) Historia de Jerusalén (1) Historia de Países (1) Historia de catástrofes y grandes calamidades (1) Historia de la Economía (1) Historia de la India (1) Historia de la Mitología (1) Historia de la Salvación (1) Historia de la ley (1) Historia de las Cruzadas (1) Historia de los Castigos (1) Historia de magnicidios (1) Historia del Delito (1) Historia del Valle del Indo (1) Historia del sufrimiento; Sucesos Biográficos (1) Historía de la Tecnología (1) Hombres que marcaron la historia (1) Héroes y divinidades mitológicas (1) Ideologías mortales (1) Imperio Sacro Romano-Germánico (1) Invocación a la Virgen María (1) Jesús (1) Jornada Mundial por la Paz (1) LUGARES HISTÓRICOS MAGNÍFICOS (1) Leyendas en la Historia (1) Libro diario de la Historia Athemas A. D. Historia de China (1) Lugares históricos (1) MEDICINA (1) Madre de Dios (1) Magnicidios de la Historia (1) María Auxilio de los Cristianos (1) Megaobras de la humanidad (1) Mensaje por eventos tristes o fallecimientos de hombres ilustres (1) Mesoamérica (1) Mitos (1) Mitos vs Realidades Historicas (1) Monarquías (1) Monedas (1) Mundial de Fútbol 2014 (1) Niños (1) Numismática (1) Papa Francisco (1) País (1) Pearl-Harbor (1) Persecución de los Cristianos (1) Portugal (1) Regalos (1) Reyes (1) Sagrada Familia (1) San Francisco de Asís (1) San Juan Bautista (1) San Marino (1) San Pedro (1) Santoral de la Iglesia (1) Semana Santa (1) Sin temática específica (1) Sucesos Mitológicos (1) Sucesos de la Biblia (1) Sucesos de la Naturaleza (1) Sucesos históricos sensacionales (1) Sudáfrica (1) Valle del Indo (1) Viernes 13 (1) Virgen María (1)

Follow by Email

Popular Posts